Previous Next

La Casa de la Covadonga: un caso de intervención de vivienda social en el Centro Histórico de la Ciudad de México

Repoblar el Centro Histórico de la CDMX con proyectos de vivienda social en edificios históricos es posible, mediante una combinación de subsidios, gestión social, voluntad política y trabajo conjunto con academia, organizaciones vecinales y autoridades.

“Necesitamos que el Centro Histórico de la Ciudad de México tenga población de tiempo completo. La única forma es recuperar el espacio habitacional en condiciones dignas y de alta calidad habitable fundamentalmente para sus pobladores originales”, recalcó el Mtro. Alejandro Suárez Pareyón, profesor de la Facultad de Arquitectura de la UNAM.

En la sesión del seminario Centros Históricos de la Ciudad de México, que organiza de manera permanente el Programa Universitario de Estudios sobre la Ciudad (PUEC) de la UNAM, e Mtro. Suárez Pareyón, el Dr. Víctor Delgadillo y la Arq. Imelda Luciana Contreras, académicos del posgrado de Arquitectura de la máxima casa de estudios, expusieron el caso de la Casa de la Covadonga, un edificio histórico que fue intervenido de manera arquitectónica para un proyecto de vivienda social a principios del presente siglo.

El Mtro. Suárez Pareyón expuso el proceso de rehabilitación de este inmueble, que está estrechamente relacionado con la historia de la vivienda en la zona central de la capital. Asimismo, aseguró se debe evitar que los habitantes del centro se vean forzados a cambiar de residencia a otras zonas de la ciudad, a pesar de la fuerte presión por la actividad económica del espacio, entre otros factores. Recalcó que la experiencia de la Casa de la Covadonga sirve para sensibilizar a las autoridades locales sobre atender la demanda social de vivienda, junto con el trabajo de las organizaciones vecinales que tienen una larga trayectoria en su lucha por la vivienda popular en el primer cuadro. Recordó que un grupo de investigadores interesados en la producción y recuperación de vivienda social, vieron la oportunidad de recuperar este edificio histórico, ubicado en el número 44 de la calle Belisario Domínguez, que había sido adquirido por el Gobierno de la Ciudad de México en el 2000 a la Fundación Dondé.

El proceso de despoblamiento de los centros históricos es un fenómeno que se reproduce en todos los centros históricos de América Latina y de ciudades europeas. La oportunidad de realizar proyectos de vivienda social en zonas centrales se vuelve un auténtico desafío ante plataformas como Airbnb que rescatan inmuebles en zonas históricas para comercializarlos.

El Dr. Víctor Delgadillo subrayó que la Casa de la Covadonga es un caso excepcional, hace falta escribir la historia del proceso de gestión social, que implicó un trabajo de convencimiento muy complejo, principalmente con los vecinos. El gran desafío es replicar este modelo en otros inmuebles del centro histórico. El académico ha contabilizado alrededor de 60 por ciento de subsidios en la Casa de la Covadonga, por lo que sostiene que la vivienda social se puede generar mezclando subsidios.

Expuso que la rehabilitación de la Casa de la Covadonga tiene como antecedente los sismos de 1985 que tuvieron un fuerte impacto en el centro histórico. Los damnificados consiguieron un decreto expropiatorio con el gobierno federal que les permitió quedarse en las áreas centrales, por lo que alrededor de 5 mil inmuebles expropiados se ubican en el centro. Además, el Programa de Renovación de Habitación Popular en el Centro Histórico, perímetros A y B, intervino alrededor de 112 inmuebles, muchos de ellos monumentos históricos que fueron rehabilitados para vivienda social. También cuantiosas viviendas de renta congelada lograron transformar a los inquilinos en propietarios; el Programa Emergente de Reconstrucción Fase 2 intervino otros inmuebles históricos; el Fideicomiso Casa Propia abonó para resolver la carencia de vivienda en la urbe y a finales de los noventas y el 2000 con el nuevo gobierno de la ciudad, retornó la idea de producir vivienda en esta zona central y se realizaron más proyectos.

La Arq. Imelda Contreras explicó que el inmueble tuvo muchas intervenciones a lo largo del tiempo, por lo que fue un reto. Aseveró que entre 2002 y 2003, la Junta de Andalucía buscó al gobierno de la capital porque buscaba un inmueble con valor patrimonial, habitado por población de bajos ingresos para destinarlo para habitación social, así un grupo de profesionistas presentó a concurso el proyecto y lo ganaron.

El Dr. Javier Delgado, director del PUEC, sostuvo que este monumento histórico de 243 años de antigüedad es un testimonio de que es posible reconstruir vivienda con dimensión social en el centro de la ciudad, a pesar de las restricciones jurídicas, técnicas y de declaratoria que hacen difícil esta tarea. “Arquitectura digna y reconstruida con cariño, con apego no sólo a la forma, sino a la gente que habita en esas formas”, afirmó.

La sesión se llevó a cabo el 20 de marzo en el Palacio de la Escuela de Medicina y contó con una nutrida asistencia de alumnos e interesados en el tema.

 

PUEC

Programa Universitario de Estudios sobre la Ciudad.
Universidad Nacional Autónoma de México.

 

Dirección

República de Cuba No. 79, Centro Histórico,
Del. Cuauhtémoc, C.P. 06010, Ciudad de México.

direccion@puec.unam.mx

Tel: (0155) 5522 5489 / 2326 / 2330.

Esta página puede ser reproducida con fines no lucrativos, siempre y cuando no se mutile, se cite la fuente completa y su dirección electrónica. De otra forma, requiere permiso previo por escrito de la institución

Search